El fraude alimentario es un aspecto importante de las regulaciones de seguridad alimentaria que a menudo no se menciona en la conversación más amplia. Pero es importante comprender qué es el fraude alimentario, qué formas adopta y cómo prevenirlo.

Este blog de ImEPIK ofrece un resumen rápido de lo que necesita saber para combatir el fraude alimentario y mejorar la trazabilidad.

¿Qué es el fraude alimentario?

Definido de manera simple, el fraude alimentario es cualquier acto que involucre fraude o tergiversación de un producto alimenticio. Puede tomar muchas formas, como:

  • Sustitución de ingredientes de menor calidad o diferentes ingredientes en los alimentos.
  • Ocultamiento, es decir, no se divulga algún aspecto como el uso de antibióticos o antimicóticos
  • El etiquetado incorrecto es cuando un artículo se enumera incorrectamente como orgánico, kosher, vegano, etc.
  • Producción / robo / desviación del mercado gris, donde los artículos se producen y venden sin pasar por los canales regulatorios adecuados
  • Falsificación de alimentos de marca por parte de fabricantes no autorizados
  • Mejoras no aprobadas, como agregar agentes colorantes a frutas u otros productos
  • Dilución, que reemplaza parte del peso o volumen de un producto, generalmente con un ingrediente de menor calidad.

La Administración de Drogas y Alimentos de EE. UU. se refiere al fraude alimentario como “adulteración por motivos económicos”. Lea más sobre su definición aquí.

¿Cómo puedo afrontar con éxito el fraude alimentario?

Si desea evitar el fraude como fabricante de alimentos, puede tomar algunas medidas específicas para ayudar con este problema.

Tome precauciones de trazabilidad

Asegúrese de que todos sus productos alimenticios estén correctamente etiquetados con números de lote y otra información que pueda ayudar a rastrear y resolver cualquier problema potencial.

Manténgase siempre actualizado sobre las normas de seguridad alimentaria.

A veces, el fraude alimentario es accidental. Asegúrese de comprender claramente los últimos requisitos de seguridad alimentaria para evitar infringir la ley accidentalmente.

Implementar buenas prácticas de fabricación (GMP)

La implementación de controles de fabricación sólidos y fuertes y GMP en sus instalaciones minimizará el riesgo de problemas de control de calidad y fraude no detectados. La formación adecuada del personal será clave para mantener las BPM a largo plazo.

Utilice proveedores de confianza

La producción de alimentos implica una cadena de suministro grande y compleja. Para reducir el riesgo de fraude, asegúrese de que su empresa trabaje con proveedores de confianza. Por ejemplo, si hace hummus orgánico, asegúrese de que todos los productores y proveedores de los que obtiene sus ingredientes puedan demostrar su condición orgánica.

Considere a los usuarios finales

Cosas como números de serie únicos, códigos QR y otras herramientas permiten a los usuarios finales comprar con confianza sin preocuparse por el fraude o la compra de un producto de baja calidad.

Combata el fraude alimentario y mantenga los alimentos seguros en sus instalaciones

Con suerte, este blog le ha ayudado a aprender un poco más sobre las amenazas del fraude alimentario y los pasos que puede tomar para proteger la seguridad alimentaria.

ImEPIK siempre está aquí para ayudar con la capacitación en seguridad alimentaria y para garantizar que produzca productos seguros y de alta calidad que satisfagan tanto a los clientes como a los reguladores.

Nuestro curso de PCQI en línea es informativo, atractivo y conveniente, y se puede completar de acuerdo con su horario. Para más información, contáctenos en línea hoy.

COMPRAR